Respira profundamente, sonríe, piensa en algo agradable acerca de ti mismo, y marca. Recuerda que la mayoría de escorts no responderán si les llamas con número oculto o privado.

Cuando ella responda, dile con calma y confianza “Hola, mi nombre es (el que quieras). ¿Eres (cualquiera que sea su nombre)? Si es una agencia de masajes eroticos en Madrid, hablarás muy probablemente con un agente de reservas, así que debes adaptar este consejo de acuerdo a esto. Si es la escort, sigue sonriendo.

Dile que has visto su anuncio, y donde y que te gustaría hablar sobre hacer una cita. No le preguntes como ¿Qué tal? o ¿Qué cuentas? Habla con ella como lo harías con cualquier otra persona que te va a dar un servicio.

Pregúntale cualquier cosa que no tengas claro, pero no le hagas repetir toda la información que ya está en su sitio web. Ella tiene su tiempo limitado y si ha puesto la información en el anuncio o en un sitio web es para que la leas.

Cuando preguntas sobre posibles actividades, evita palabras vagas. Tu idea de un tipo de encuentro en particular puede ser muy diferente a la suya. Asi que, pregunta específicamente si ella disfrutas las cosas que quieres intentar, o pregúntale si hay algo que ella no quiere hacer. No intentes discutir, o sobornarla para que cambie su forma de pensar.

Pregúntale si está libre para la hora y fecha en la que quieres salir con ella.No le hagas a ella escoger cuando, ella no tiene ninguna idea de tus horarios. Así que escoge una fecha y hora, y si ella puede, ella lo hará. Si no puede, seguro te sugerirá alguna fecha o hora alternativa.

Jenny Masajista y una acompañante profesional

Asegúrate de darle tu nombre completo y número de teléfono o número de la habitación del hotel. Ella querrá verificarlos para asegurarse que no es una llamada falsa y que puede dejar saber a alguien donde esta. Si vas a encontrarte con ella en su casa, no insistas mucho en que te dé su dirección exacta. Recuerda, que ella no te conoce a ti y no querrá terminar en una situación incómoda de que aparezcas por ahí temprano, o que pase en el medio de la noche. Ella solo quiere ganar algo de dinero, y lo más probable es que no le apetezca que le hagas perder su tiempo. Simplemente sé paciente.

Probablemente tendrás que llamare una vez más para dejarle saber que estas cerca para verla. O si te vas a encontrar en su casa, ella te llamará.

Recuerda que ella invierte dinero y tiempo en prepararse, gastos de conductor y/o seguridad, así como reservar su tiempo para ti. Si aún faltan bastantes horas para tu cita y cambias de opinión, llámala y cancela. Explícale tu razón educadamente, y discúlpate. Si estas en su puerta o faltas unos cuantos minutos, dile que has cambiado de opinión, y paga por la primera media hora de su conductor, más algo de dinero por su tiempo. No hieras sus sentimientos ni seas duro con ella, a menos que a ti te guste la idea de ser tratado de esas forma en tu trabajo.

¡Diviértete, sé un caballero!